15 dic. 2013

Claves para el empoderamiento de los padres de chicos/as diversos

La Wikipedia define "empoderamiento" como: el proceso por el cual se aumenta la fortaleza espiritual, política, social o económica de los individuos y las comunidades para impulsar cambios positivos de las situaciones en que viven. Generalmente implica el desarrollo en el beneficiario de una confianza en sus propias capacidades.
Las familias de personas con diversidad necesitan evolucionar hasta llegar a empoderarse, es fundamental este proceso para poder defender los derechos de nuestros hijos.
Todas las semanas recibo correos o llamadas telefónicas de familias que piden auxilio, sinceramente poco puedo hacer yo, soy una mami más, no tengo poder para solucionar sus problemas, y mis conocimientos a nivel legal son básicos, no soy un organismo público,no tengo amigos poderosos, no me relaciono con políticos de altos vuelos...Pero lo que sí tengo es mucha confianza en mí misma y en mi hijo, confianza que he ganado a través de estos 6 años, después de encontrar a mucha gente que me ha enseñado por las buenas o por las malas a luchar, a defender los derechos de mi hijo. También ha sido muy buen aprendizaje todas las zancadillas que he tenido que soportar, y como no, la experiencias de otras familias que han conseguido avanzar en esta lucha.
Lo que hago cuando me encuentro con estas familias es en primer lugar escucharlas, luego darles información, aquella que a nivel básico necesitan y lo que yo conozco, decirles cuál es su campo de batalla y sobre todo hacer que reaccionen, darles confianza en sí mismos para poder pelear y defender a sus tesoros. En resumidas cuentas EMPODERARLOS.
Es imposible que podamos ayudar y defender a nuestros hijos si no tenemos confianza ni en nuestras propias posibilidades, si no pisamos fuerte o a la más mínima bajamos la cabeza, cuando vas segura de ti misma por la vida los demás te respetan y te puedes hacer oír.
Lógicamente antes de empezar con un proceso de empoderamiento hay que tener superado el proceso de duelo, mientras aún está llorando y sufriendo pensando en que no han viajado a Holanda, sino que han aterrizado en Italia, es muy difícil que puedan empoderarse, aunque muchas veces estas familias deben pasar de un proceso al otro con suma rapidez, ya que es esto o dejar que tu hijo sea pisoteado o ninguneado por una banda de ineptos que incluso culpabilizan a los padres de la diversidad de los niños. Estos casos son los más complejos y mi primer consejo es "llora lo que tengas que llorar pero mientras mires hacia tu ombligo,tu hijo estará desprotegido, él te necesita,así que reacciona, tienes que hacerlo por él".
Otro tema que me preocupa mucho de estas familias es que para sentirse seguras deben tener bien orientada la intervención de sus hijos, si no ven avances en ellos, si las terapeutas que trabajan con ellos no les dan seguridad, es casi imposible alcanzar ese empoderamiento, las terapeutas tienen que saber cómo trabajar con los niños,deben ser profesionales de la diversidad con la que trabajan, tener formación específica y actualizada (no me valen las que trabajan con todo tipo de diversidades,ya que es imposible ser especialista en todo), pero sobre todo deben saber transmitir a esos padres seguridad y confianza en que sus hijos avanzarán y ayudarles a que ellos también sean artídfices de esos avances.

No hay dos casos iguales, pero algo que todas tienen en común es que para dar el paso de contactar conmigo han pasado por auténticos calvarios, me gustaría ( y casi siempre lo hago) decirles que no dejen impunes a estos "torturadores", pero la gran mayoría de las familias temen entrar en el juzgado, sé que con muchas sentencias favorables las cosas irían cambiando, por lo menos algunos se lo pensarían dos veces antes de hacer las barbaridades que hacen con muchas criaturas indefensas. Pero lo importante es que el chico/a, niño/a deje de vivir esas situaciones y que las familias puedan volver a sonreír, de ahí que vayan llevando las batallas a otros lindes tanto en educación como en sanidad como en cualquier otro campo. Para llegar al juzgado las familias deben estar EMPODERADAS al 100%, y de estas muy poquitas me he encontrado...

Si tengo que decir cuáles son las claves del empoderamiento, a modo de resumen serían:
- Tener asimilado el diagnóstico de tu hijo/a.
- Tener bien encauzada la intervención.
- Tener la información necesaria sobre cuáles son sus derechos.
- Tener una pareja/familia que te apoye y respalde.
- Saber cuáles son los campos de batalla
- CONFIAR EN TUS PROPIAS POSIBILIDADES!!
Seguiré empoderando familias, seguiré llevando de la mano a quien me lo pida, pero tened muy claro que la fuerza está en vosotros mismos!!

No hay comentarios: